Reclutamiento interno y reclutamiento externo: ¿cuáles son las claves de su éxito?

Sep 2, 2022

Con el cambio laboral en los últimos años derivado de la pandemia y la digitalización en el ámbito empresarial, es un hecho que las empresas aspiran a continuar expandiéndose, fortaleciendo sus departamentos y procesos de trabajo con el mejor talento posible.

De esta manera, encontramos como consecuencia la ampliación de equipos y la creación de nuevos puestos de trabajo, donde, por medio de procesos de reclutamiento cuidadosamente planeados se llegan a los perfiles idóneos para integrar a las filas de la organización. Y es justo en este punto donde aparece una de las mayores disyuntivas para los líderes de RH: ¿es mejor optar por un proceso de reclutamiento interno o uno externo?

En esta nueva entrada del #blogWorkbeat abordaremos las principales ventajas y desventajas de cada tipo de reclutamiento y cuál es el más recomendable realizar según las necesidades de tu organización.

Promoción Interna y Externa: beneficios y desventajas

Para comenzar, podemos definir al proceso de reclutamiento interno como aquella acción de promover o ascender a empleados dentro del organigrama de una misma organización, asignándoles nuevas tareas relacionadas a sus habilidades y, en la mayoría de los casos, dándoles mayor responsabilidad.

Sin lugar a dudas esta es una de las herramientas favoritas de los líderes en la gestión del talento, pues además de reducir las tasas de rotación y aumentar la fidelidad del empleado pueden encontrar ventajas como:

  • Ahorro de tiempo y recursos: una de las ventajas más notables de este proceso de contratación es el ahorro de costos, pues al ascender a empleados que ya colaboran dentro de la empresa, es posible ahorrar el dinero y el tiempo que implica buscar, entrevistar y seleccionar nuevos candidatos, así como reducir la curva de aprendizaje en procesos.
  • Mayor adaptación a la cultura organizacional: al ascender a un colaborador dentro del organigrama, llevas la ventaja de que en la mayoría de los casos estos ya estarán familiarizados con la cultura y el entorno laboral en el que se desenvolverán; por lo tanto, su onboarding y adaptación a los lineamientos de la empresa se dará de forma más fácil y fluida.
  • Menos incertidumbre: al llevar a cabo un proceso de contratación de forma interna, te aseguras de promover a empleados cualificados que hayan demostrado un éxito considerable en su puesto anterior; esto eliminará sustancialmente la incertidumbre de que el talento no es apto para el puesto o pueda desertar pronto por la presión de las nuevas responsabilidades otorgadas.
  • Motivación: si se adopta una política para promocionar a los empleados en función de su desempeño, muchos de ellos estarán ansiosos por trabajar duro para ganar el ascenso. Esto aumentará los niveles de motivación entre los empleados y podrán aventajarse del desarrollo profesional dentro de la organización; así, tendrás empleados altamente motivados con capacidad de mejorar en su desempeño constantemente.

Por otro lado, el reclutamiento interno cuenta con algunos puntos débiles, entre los cuales podemos enlistar:

  • Opciones de contratación limitadas: la promoción desde dentro solo considera a sus empleados actuales. Esto minimiza el grupo de candidatos y por lo tanto limita las opciones de contratación; como resultado, si estás considerando cubrir una vacante para un puesto nuevo podría ser más difícil encontrar al candidato adecuado.
  • Capacitación rápida para la nueva posición: es un hecho que los empleados con los que contamos en nuestra plantilla tienen mucha experiencia en sus trabajos actuales. Sin embargo, si el plan es promoverlos de posición, necesitarán más capacitación para obtener las habilidades necesarias para sus nuevas tareas.

Además, los empleados promovidos dejan vacantes en sus antiguos puestos, por lo que muy seguramente se deberán contratar empleados externos para ocupar estos puestos; este proceso puede costar una gran cantidad de recursos y tiempo.

  • Roces internos por no lograr un ascenso: promover a los empleados mejora sus niveles de motivación, pero esto solo impacta positivamente en los empleados que hayan conseguido el ascenso. Aquellos que se ven a sí mismos dignos de ascenso, pero no hayan sido beneficiados con él se podrían desmotivar, llevando a dinámicas de grupo no deseadas y a un entorno laboral inquietante.

Habiendo visto los puntos fuertes y débiles del reclutamiento interno, podemos abordar los aspectos más importantes del reclutamiento externo, el cual se refiere al proceso de cubrir las vacantes en la organización mediante la contratación de nuevos empleados del mercado laboral fuera de nuestra organización.

Sus principales ventajas son:

  • Nuevas ideas innovadoras: el reclutamiento externo puede brindar acceso a nuevos talentos que aportarán ideas innovadoras desde fuera de la organización; esto puede ser de gran ayuda para renovar a la compañía en el entorno competitivo actual.
  • Más opciones de contratación: como se mencionó anteriormente, una de las principales desventajas del proceso de reclutamiento interno es el número limitado de candidatos para nuevos puestos. La contratación externa, por otro lado, supera este problema ya que presenta a los gerentes un pull más amplio de solicitantes con una variedad de habilidades entre las que pueden elegir; con la exposición a muchos candidatos, puede comparar y seleccionar fácilmente el que mejor se adapte a los requerimientos que el puesto necesita.

En contraparte, las desventajas de este tipo de proceso de reclutamiento son:

  • Mayores costos: el proceso de reclutamiento externo implica una serie de procedimientos para asegurar la correcta selección de candidatos. A menudo, este proceso consta de tres pasos principales, que son buscar, evaluar y seleccionar; todos estos pasos requieren la asignación de una cantidad significativa de recursos, dinero y tiempo de la empresa.
  • Riesgo de una mala decisión de contratación: como reclutador, es imperioso garantizar la imparcialidad y objetividad en la evaluación de cada solicitante. Sin embargo, diseñar una estrategia de reclutamiento 100% libre de sesgos es un tema complicado; por ello siempre estará en peligro de tomar malas decisiones de contratación.

¿Cómo lograr un proceso de reclutamiento exitoso?

Probablemente en este punto te estés preguntando qué tipo de proceso es más beneficioso para tu reclutamiento, y la realidad es que ambos, tanto el interno como el externo tienen una fortaleza en sus ventajas para ser elegidos.

Por ello, es importante contar con herramientas que te permitan realizar un diagnóstico de Desempeño integral de tu plantilla actual, con la finalidad de localizar a aquellos talentos que se encuentran listos para participar en un proceso de promoción interna; por otro lado, si la vacante con la que cuentas es nueva, o bien, consideras que de momento los empleados actuales necesitan fortalecer sus habilidades, el proceso de reclutamiento externo es el idóneo para ti, y será más fácil realizarlo si cuentas con una solución que te permita configurar todas las fases del reclutamiento para captar y comparar a los mejores candidatos, a miras de tomar la decisión final.

Una vez que determines esto, puedes seguir estos 5 pasos para comenzar a reclutar:

  • Presta atención e identifica las necesidades de la empresa y lo que busca fuera del proceso.
  • Asegúrate de contar un equipo de reclutadores listos para ‘la batalla’: deben estar capacitados, informados y preparados para iniciar el proceso de contratación.
  • Pon las cartas sobre la mesa, preparando y publicando la descripción del puesto en tu sitio y varias plataformas de contratación. ¿O qué tal hacerlo en tu propia bolsa de trabajo? ¡No te llevará más de 3 minutos!
  • Examina tus opciones, usando un sistema de seguimiento de candidatos que te permita realizar comparativas, como matrices de consenso y selección.
  • ¡Prepárate para realizar las entrevistas! Asegúrate de contar con las preguntas y psicometría correctas para comenzar a evaluar.

Recuerda que el Cuidado al Empleado también es un excelente vehículo para iniciar el reclutamiento y la selección de personal. Comienza a implementarlo con las opciones diseñadas para llevarlo a buen puerto, con la finalidad de crear un proceso de reclutamiento de 10.

Buscar

Entradas Recientes

Scouting de Talento: el nuevo paso del Reclutamiento

Scouting de Talento: el nuevo paso del Reclutamiento

En el competitivo y cambiante mundo empresarial actual, encontrar y retener talento excepcional se ha convertido en una prioridad estratégica para las organizaciones. En el camino, el tradicional proceso de reclutamiento ha sido modificado, a prueba y error por los...

Innovación en la nómina: ¡transforma tu PYME con Workbeat!

Innovación en la nómina: ¡transforma tu PYME con Workbeat!

En el mundo empresarial que actualmente nos rodea, hemos sido testigos de la transformación del trabajo y de los elementos que lo componen. Por ello, dentro de esta perspectiva los líderes de RH han entendido que la innovación es clave para mantenerse competitivo. Sin...

¿Cómo se gestionan las vacaciones en las empresas grandes? 

¿Cómo se gestionan las vacaciones en las empresas grandes? 

¿Cómo se gestionan las vacaciones en las empresas grandes? La realidad es que la gestión de las vacaciones en las empresas grandes es un aspecto crucial para garantizar el bienestar de los empleados y el correcto funcionamiento de la organización. Y es que, en un...

Equipos Autodirigidos: su importancia para el éxito empresarial 

Equipos Autodirigidos: su importancia para el éxito empresarial 

En el contexto laboral que se ha desarrollado gracias a los últimos cambios generacionales, los gestores del talento humano han descubierto que la capacidad de adaptación y la eficiencia son clave para el éxito.   Por eso, uno de los enfoques que ha ganado...

Síguenos